Boca solo sumó un punto y se juega todo en la última fecha

Barcelona consiguió avanzar a la siguiente ronda tras el pobre empate sin goles ante Boca, que debe ganarle a The Strongest si no quiere dolores de cabeza.

Deportes 21 de mayo de 2021
0007610375

Bocano tuvo un buen funcionamiento en La Bombonera donde apenas empató 0-0 ante Barcelona de Guayaquil por la quinta fecha del grupo C de la Copa Libertadores. Ese resultado le permitió al conjunto ecuatoriano clasificar a octavos de final, mientras que el Xeneize definirá su futuro el próximo miércoles ante The Strongest, también de local.

Los de Miguel Ángel Russo, hoy orientados por Leandro Somoza desde el banco, se ubican como escoltas con siete unidades, mientras que el elenco boliviano y Santos suman un punto menos. Por lo cual, solo les sirve ganar en la última jornada, ya que una caída podría dejarlos afuera de la competencia e incluso fuera de la Sudamericana.

Con pocos aspectos para destacar y muchas falencias que corregir, Boca cerró una jornada que deberá dejar atrás rápidamente. Es que el conjunto ecuatoriano contó con suma libertad para minimizar al Xeneize y lo arrinconó contra las cuerdas durante la mayor parte del partido. Lo empujó cerca de Andrada, aunque no fue contundente en los últimos metros.

El indicio de lo que sería un equipo de errático funcionamiento lo brindó Jorman Campuzano en el amanecer del juego, cuando regaló una pelota en la salida tras buscar dar un pase hacia atrás y le cedió la chance a Damián Díaz quien, luego de una asistencia de Garcés, sacó un disparo dentro del área que el golero boquense desvió con un guantazo milagroso.

Promediando la media hora, sin encontrar conexiones para llegar a zona determinante, el equipo de Russo volvió a sufrir una arremetida de Mario Pineida, el lateral izquierdo que pasaba sin obstáculos al ataque y a los 28 minutos controló una pelota de aire en la medialuna para ensayar una media vuelta que forzó a Andrada a tirarse por el césped para contenerla.

Díaz era imparable y Barcelona fue superior en el periodo inicial. Sin embargo, la visita no aprovechó sus posibilidades, dejó con vida a Boca y se fue a los vestuarios sin nada en los bolsillos.

En el complemento la historia cambió. El Xeneize revirtió las condiciones y pasó a ser el dominador del juego. Incluso la visita fue un equipo completamente distinto al de la primera parte, porque solo atinó a esperar en campo propio y aguantar el empate, que lo clasificaba a la próxima etapa.

La más clara para los locales aconteció al sexto minuto del segundo tiempo. Esta vez el que falló fue Lisandro López, en una jugada que en Boca todavía le buscan explicación, porque el defensor quedó solo por el segundo palo tras un centro pasado de Villa y definió por arriba del travesaño cuando tenía el arco a su disposición.

Sin siquiera la suerte de anotar en esa situación, el elenco argentino puso en suspenso su clasificación y definirá todo en la última fecha, en la cual recibirá a The Strongest en la Bombonera por un lugar en los octavos de final, ya que el equipo boliviano también llega con chances de avanzar en el certamen.

Te puede interesar